Valoración de la vendimia 2021: diario de vendimia, segunda entrega

vendimia cavas naveran

¡La vendimia ha terminado! Y como os prometimos, aquí llega la segunda entrega del diario de vendimia. Una recopilación de todo lo que ha ido pasando durante estos dos meses tan intensos. Ha habido momentos de todo… Las expectativas en cuanto a la calidad eran buenas, pero necesitábamos que lloviera, y la lluvia no llegaba.

Podemos decir que esta vendimia ha ido en crescendo. Las primeras variedades que vendimiamos sufrieron la sequía, pero, por suerte, tuvimos una cosecha muy sana. Finalmente, la lluvia esperada llegó en septiembre y las variedades la recibieron muy bien. Os lo contamos con todo tipo de detalles en este post de valoración de la vendimia 2021.

Pinot noir y chardonnay, poca producción pero de buena calidad

Como ya sabréis, en Naveran empezamos cada año la vendimia con la pinot noir. Es la variedad más temprana. La pinot noir menudo nos tiene el alma en vilo: es una variedad de climas más fríos y es muy importante escoger bien el momento óptimo para vendimiarla (en su fase final del ciclo, madura muy rápidamente en cuestión de días). Este año comenzamos el día 11 de agosto sin que hubiera llovido en todo el verano y ¡con toda la ola de calor! Por suerte, tuvimos algunos días donde las altas temperaturas dieron tregua y esto nos facilitó el trabajo.

La semana siguiente, fue el turno del chardonnay. Es una variedad más adaptativa y sus propiedades organolépticas pueden variar según el suelo y el clima. Este año, una producción de grado moderado y buena acidez.

Pero… ¿Esta primera cosecha cumplió nuestras expectativas? Os lo explicamos a continuación.

En cuanto al pinot noir y al chardonnay, esperábamos que este año la cosecha fuera mayor que la del año pasado, donde estas variedades se vieron afectadas por el mildiu. Recordemos que el año pasado tuvimos una primavera muy lluviosa y eso nos hizo sufrir esta plaga, que afectó a la producción de uva.

Finalmente, lo que ha acabado pasando no ha sido exactamente así: las consecuencias de la sequía han sido más importantes de lo que pensábamos. En invierno no llovió lo suficiente. Por lo tanto, la cosecha de estas dos variedades ha sido corta, es decir, de uva pequeña y con poco jugo. Sin embargo, la uva cosechada se encuentra muy sana, y por tanto, a pesar de ser una cosecha algo justa, es de buena calidad.

En Cavas Naveran elaboramos nuestros vinos y cavas con uva de producción propia y no producimos a gran escala. En cambio, buscamos productos originales, singulares, con terroir, y de calidad inmejorable. Es por ello que esta cosecha nos irá muy bien para la elaboración de las nuevas añadas.

Macabeu y viognier: no llegaron a tiempo de beneficiarse de las lluvias

Primero os hablaremos de la macabeu, que es una de las variedades autóctonas del Penedès. Empezamos a cosecharla durante la última semana de agosto. En ese momento, aún no había llovido en todo el verano. Por lo tanto, la uva de macabeu no se benefició de la lluvia de final de verano. Y como consecuencia, ha pasado algo similar que con las variedades anteriores: la uva fue pequeña debido a la sequía, pero de muy buena calidad.

Eso sí, comparado con el año pasado, sí que notamos un aumento más significativo en cuanto a la cantidad. Un aumento respecto al año pasado mayor que en las variedades anteriores (pinot noir y chardonnay). ¿Por qué esta diferencia de producción? Porque aunque la uva sea resistente a las inclemencias del clima (aunque no inmune), es muy sensible a las plagas. Y por eso, precisamente, el año pasado la cosecha de macabeu se vio terriblemente afectada por la plaga de mildiu y la producción fue muy baja.

Podemos decir más o menos lo mismo de la variedad viognier. El punto óptimo de maduración de la uva viognier llegó antes de septiembre y nos pusimos en marcha para cosechar nuestra hectárea de viognier de la viña de Cal Claret. Por las mismas razones que os hemos ido contando, la producción ha sido corta.

Nuestra producción de viognier va destinada al vino Clos Antonia, un vino fermentado y criado en barrica. La calidad de esta cosecha es muy buena, por lo tanto, estamos seguros de que el Clos Antonia 2021 será un vino muy fresco, untuoso y equilibrado.

Xarel·lo y parellada: unas uvas que daba gusto ver, gracias a la lluvia de final de verano.

El xarel·lo es una variedad muy arraigada en el Penedès y es la más famosa! Por otra parte, la parellada también es una variedad muy tradicional en nuestras tierras. Por tanto, las expectativas que ponemos en la cosecha siempre son muy altas! Por suerte, un cambio de tiempo nos ayudó: a principios de septiembre llovió. Por fin! Eran unas lluvias muy esperadas y, efectivamente, fueron muy beneficiosas para las variedades que quedaban por recoger. Y eso modificó significativamente el curso de la vendimia.

De hecho, conscientes de la importancia de las lluvias, decidimos esperar unos días para que las uvas pudieran absorber esta agua. Y fue un gran acierto! Gracias a ello, la cosecha de xarel·lo y parellada fue inmejorable. La uva de estas variedades estaba bien hinchado cuando la cosechamos! Qué gusto ver el jugo que sacaban las uvas… Fue una gran alegría. Por tanto, podemos afirmar que ha sido una muy buena cosecha de xarel·lo y parellada.

Estamos muy contentos de la syrah

En Naveran cosechamos manualmente la uva syrah! Cosechar con cajas es un trabajo muy minucioso y requiere más tiempo, pero vale la pena. Lo hacemos para la maceración: ponemos la uva entera, sin derrapar, en una tina horizontal y allí le provocamos una maceración carbónica durante tres semanas. Después la sacamos para que termine de fermentar y entonces pasa todo el invierno en inoxidable.

Pero volvamos a la vendimia… Como ya os estaréis imaginando, gracias a la lluvia, ha sido una buena cosecha! Mucho mejor que la del año pasado, tanto en calidad como en cantidad.

Cabernet sauvignon: la más beneficiada por la lluvia

¡No os podéis imaginar lo que le debemos a la lluvia! A veces no nos damos cuenta hasta que pasamos periodos de sequía. Es importante replantearnos nuestra relación con la tierra, pero ya lo hablaremos más adelante. Seguimos con la vendimia!

La cabernet sauvignon también es una variedad muy resistente, se adapta a climas secos. Su brotación tiende a ser tardía, por tanto, fue la última variedad que cosechamos. Y como consecuencia, la cabernet sauvignon es la variedad que más ha podido recoger el agua de las lluvias! Es por eso que tenemos una cosecha sana y de calidad, con unas uvas jugosos y grandes.

Y cuál es nuestra valoración general de la vendimia 2021?

Resumiendo, podemos decir que distinguimos dos etapas bien diferenciadas de esta vendimia. La primera, durante el mes agosto, con poca lluvia y, por tanto, con una producción corta (uva pequeña y con poco jugo). Eso sí, una cosecha sana y de buena calidad. Estamos hablando de las variedades pinot noir, chardonnay, viognier y merlot.

¡Después llovió! Y aquí empieza la segunda etapa. Las variedades más tardías, las cosechadas durante el mes de septiembre (xarel·lo, parellada, syrah y cabernet sauvignon), han tenido cosechas más abundantes. Además, este año no hemos sufrido ninguna plaga y la uva se encuentra sana. Por tanto, a pesar de haber sufrido por la falta de lluvias, hemos tenido una vendimia fantástica. Estamos muy contentos!

Termina la vendimia, y ¿ahora qué?

Ahora la cosecha ya reposa en las tinas de la bodega donde se produce la vinificación, el proceso que hace que el mosto se convierta en vino. El trabajo no se detiene y cada decisión que tomamos durante el ciclo será clave para los futuros vinos y cavas!

¿Quieres estar al día de todo lo que pasa en Naveran y aprender sobre vino y cava?¡Suscríbete ahora y recibe un 10% de descuento para tu próxima compra online!